La mesa de luz ¡NOS FASCINA!

La mesa de luz ¡NOS FASCINA!

La mesa de luz se ha convertido en un recurso imprescindible y por eso, en nuestro colegio, también trabajamos con ella. Son los aprendizajes que brinda, que permite a niños y niñas a aprender a través del juego.

Su principal atractivo es la fascinación que les produce la luz y que se traduce en un elevado nivel de concentración cuando manipulan los recursos que el adulto les ofrece para utilizar con la mesa.

La mesa de luz es un área de trabajo en potencia. Fomenta la creatividad y la experimentación en la que los niños y niñas son los auténticos protagonistas.

La luz fascina, cautiva, nos atrae, tanto a niños como a adultos. Es mucho más fácil asimilar los contenidos a través de una experiencia manipulativa, con fuerte carga sensorial. La luz deja huella.

Otra ventaja de la mesa de luz es su versatilidad, ya que se adapta a todos los intereses, todas las áreas y todas las edades. Además, todas las áreas y contenidos del currículo de infantil tienen cabida: lecto escritura, matemáticas, ciencias, experimentación, trasvases…

Por todo esto, apostamos por seguir jugando, experimentando y aprendiendo con esta herramienta.